Científicos uruguayos descubren un nuevo tipo de camuflaje en los grandes dinosaurios carnívoros